El arte en los espacios públicos y privados: de Yayoi Kusama a Lucía Prudencio en el nuevo Toks

Contenido para

Inmobilaire

Contenido para

Inmobilaire

El arte en los espacios públicos y privados: de Yayoi Kusama a Lucía Prudencio en el nuevo Toks

Ilustración por Celia Díaz.

No hay diseño de espacios que no hable de cultura. Un desarrollo urbano sin hitos es una ciudad genérica, ¿qué sería de París sin la Torre Eiffel o de la Ciudad de México sin el Ángel de la Independencia? ¿Cómo están los centros sociales, incluidos los restaurantes, abordando este tema? El secreto está en el arte.

Arquitectura con identidad y experiencia

Crear identidad es imprescindible para hacer arquitectura, eso va más allá de una escultura o mural; la cultura se genera creando un código de diseño en común que simbolice una forma de pensar pero que se tangbilice en una construcción. Nuestra invitación de reflexión es: ¿qué elementos rompen con la monotonía espacial y se convierten en emblemas para visitarlo y generar una experiencia?

La idea del arte en el espacio es provocar que un lugar aporte más que la intención a la que estaba destinado originalmente en términos de funcionalidad. Por ejemplo, cualquiera puede trabajar en un edificio, pero si a ese edificio le sumamos una vista impresionante, el factor experiencial se hace presente y nos causa inmediatamente una sensación complementaria al propósito básico: nos hace disfrutarlo.

La arquitectura en la éra de la comunicación digital

¿Por qué nos sentimos obligados a compartir con nuestros círculos sociales los lugares a los que hemos ido? Les ponemos nombre, agregamos un hashtag y listo: acabamos de expresándole al mundo que estamos en Chicago con sólo compartir una fotografía de la escultura Cloud Gate (The Bean) de Anish Kapoor en el Millennium Park. Deseamos que todos experimenten lo que nosotros vimos. Pero el arte en el espacio no es únicamente un posicionador personal y catalizador de identidad, también es un activador de economía, turismo y, dependiendo de su escala, hasta un factor para la gentrificación de una zona. ¿Se acuerdan de la estrategia de Amsterdam de posicionamiento entre los turistas con el letrero de gran formato y de orgullo nacional: I Amsterdam, que luego se hizo popular como un ícono a implementar entre otras ciudades internacionales?

El arte ha cambiado la forma en la que se interactúa con un espacio y ha hecho que lugares olvidados ahora sean destinos turísticos, ¿Ya visitaron la instalación de los paraguas en Águeda, Portugal? Ahora es un referente mundial y aparece como recurso publicitario en repetidas ocasiones en centros comerciales.

El arte como agente de cohesión social

Los barrios con altos índices de crimen se han transformado en espacios recreativos o de convivencia social, tal es el caso del parque público urbano Superkilen en Copenhague donde el rojo vibrante se adueñó del barrio dándole un giro y transformándolo en un espacio seguro para la sociedad de la zona. En Hidalgo, México está el macromural de 40 mil metros cuadrados como estrategia efectiva para bajar los índices de violencia y criminalidad.

Superkilen / VisitCopenhagen.com

La necesidad de expresión social y las fronteras con el urbanismo

Cuando la comunidad tiene necesidad de adueñarse de un espacio lo interviene vertiendo su personalidad. En Wynwood, Miami, ex zona industrial se creó un lienzo para que los artistas urbanos dejaran volar su imaginación, ahora, es todo un destino turístico. En estos casos, los lugares resignificados obligan a que el tráfico de gente y vida social ocurran de manera natural y constante, transformando las zonas en espacios donde los usuarios se vuelven dueños y partícipes activos.

Urbanismo y espacios comerciales:

El papel del arte dentro de ciudades o barrios es aplicable también dentro de la estrategia de espacios públicos o privados: centros comerciales, centros de consumo de alimentos y bebidas, espacios de entretenimiento y retail. ¿Se acuerdan cuando las tiendas de Louis Vuitton en Nueva York estaban intervenidas por la artista Yayoi Kusama?

Yayoi Kusama en Louis Vuitton /DazeddDigital.com

El ser disruptivos dentro de la planeación de la experiencia es el marco perfecto para guiar emociones: el momento exacto que esperamos repetir como visitantes. Los escaparates de Fifth Av. en Nueva York y los Globos de Gumm en Moscú no tienen una misión muy alejada al Floralis Genérica de Buenos Aires o a los tulipanes de Jeff Koons en el hotel Wynn de Las Vegas.

Floralis Genérica / BuenosAires.Travel.com
Tulips / Wynnsocial.com

El arte en restaurantes: el caso Toks

El galardonado Gran Achatz del restaurante Alinea en Chicago sabe que un restaurante es diseñar emociones. Su famoso postre diseñado en mesa sobre es como si Jackson Pollock estuviera haciendo un performance en vivo.  Pero el showcooking no es lo único que enaltece la experiencia en un restaurante. Toks, la cafetería premium de México, tenía como tarea reinvetarse para conectar con el público millennial mexicano creando ocasiones de consumo complementarias a las actuales. La estrategia elegida por Grupo Gigante y Mero Mole fue apostar por el arte mexicano y crear una atmósfera zonificada estratégicamente que apelara a los cafés de barrio. ¿Ya conocen a Lucía Prudencio? Joven artista veracruzana especializada en gran formato y litografía. Lucía cuenta la historia de México haciendo u  n tributo a los insumos regionales básicos que como los colores primarios se convierten en un sinfín de platillos tradicionales.  Toks tiene la intención de evocar el espíritu y la calidez mexicana a través de su comida en un formato cotidiano y fresco y lo anterior se traduce en su nuevo modelo arquitectónico.

Tecnología y arte:

El futuro no tan lejano considerando a Uber como precedente es pensar en coches automatizados para conducir o supervías para llegar en mínimo tiempo a nuestros destinos, sin embargo, existe una paradoja: estamos yendo hacia el futuro en términos tecnológicos de optimización, pero también estamos volviendo al origen al momento de crear espacios urbanos comerciales, dice Andrew Strenk. El arte es un elemento que da esencia a la tecnología. La arquitectura debe generar emociones y hacer que su visitante se sienta identificado con su concepto. Los viajes que hacemos diario al trabajo o a comer y los que hacemos no tan seguido a otras ciudades, los realizamos con el pretexto de contar nuevas historias: así de fácil.

———–

*Nuestro mero mole es la industria de Food & Beverage (F&B).

Sigue leyendo

Emilia de Lucho Martínez y la transformación de los restaurantes Fine Dining Animal Gourmet

¿Cómo será la ciudad del futuro con este panorama entre los millennials? Travel+Leisure

Sedientos de cultura local o el arte de hacer cerveza: Cru Cru y Cervecería de Colima Hotbook

Mero Mole

Si quieres más mole
suscríbete a nuestro newsletter